Colectivo Fin del Mundo

Al ritmo de la memoria

En el contexto de los 40 años de la última dictadura cívico-militar-eclesiástica, el Colectivo Fin de un Mundo suma una propuesta artística a la agenda de actividades.

“‘Baila tu bronca’ es la consigna para este 2016 con la que vamos a la marcha a 40 años del golpe, en el marco de la convocatoria del Encuentro Memoria, Verdad y Justicia, junto a los organismos de derechos humanos y otros colectivos artísticos”, relató en diálogo con La Hilacha, Galo Bodoc, integrante del Colectivo Fin de un Mundo.
“Seremos más de 200 personas bailando, más los que se suman luego formando el escenario itinerante donde se desarrolla la acción. Este año creemos que la experiencia va a ser muy fuerte, más que en otros”, agregó Bodoc.

En años anteriores el Colectivo Fin de un Mundo participó de las marchas del 24 de marzo junto al Encuentro Memoria, Verdad y Justicia. En el 2013, se realizó la intervención “Memoria y Canto para volver”; esta fue la segunda presentación que realizaban desde su creación en octubre de 2012. Al año siguiente reformulan esta acción en “Memoria y Canto para volver II”.

El año pasado y en la búsqueda de nuevas puestas, “Memoria y Canto para volver III”, la tercera intervención del Colectivo Fin de un Mundo en las marchas del 24 de marzo, presentó “RADIO FUNO”, un entrelazado de nuevas canciones representadas en la danza y la poesía de los cuerpos.

Arte, compromiso y movimiento ideológico

Fin de un Mundo es un colectivo artístico con fines sociales y políticos, algo que Bodoc define como “la médula de nuestras acciones urbanas. Abordamos temas que nos atraviesan como ciudadanos, temas que nos permiten una matriz coreográfica pasando por diferentes ritmos y expresiones artísticas”.

Colectivo Fin de un Mundo

El colectivo salió a escena por primera vez el 12 de octubre de 2012, en una acción en torno al 520° aniversario de la invasión europea al continente americano. El nombre de esa presentación fue “Proyecto 10/52”, una puesta itinerante y multidisciplinaria que recorrió el centro porteño con una “combi intervenida artísticamente, personajes caracterizados con el sufrimiento y la hipocresía de la invasión a nuestras tierras”. “Desde ahí han sido cuatro años de trabajo y crecimiento sostenido; luego de la fundación fue inevitable continuar”, destacó Bodoc.

A lo largo de estos cuatro años esa acción inevitable se tradujo en hechos. En mayo de 2013, ante la realidad que se vivía en la Ciudad de Buenos Aires, vuelven a tomar la escena con una propuesta crítica e irónica acerca de una “sociedad que se deja llevar, que prefiere salvarse sola y que vota sin mirar”. Así nacieron los “PROmbies”.

Las energías seguían en movimiento y como los aniversarios se festejan, a un año del comienzo de las actividades del Colectivo, el 12 de octubre de 2013 presentaron “V Siglos Igual”, bajo el lema de que el colonialismo cambió los métodos, pero sigue vigente.

Con la idea de que otro mundo es posible si se lo hace posible, los integrantes del colectivo se sumaron a los 12 años del asesinato de Darío Santillán y Maximiliano Kosteki. Tomando la poesía y el compromiso de Vicente Zito Lema, crean una acción para mantener viva la memoria de los jóvenes luchadores denominada “Puentes”.

Ese mismo año, el 23 de noviembre, movilizados por la diversidad que integra Colectivo Fin de un Mundo, se suman al grito mundial de ¡basta de violencia contra las mujeres!, y salen a escena con “¡Perras!”, metáforas, símbolos y cuerpos para dar una mensaje a la sociedad.

Colectivo Fin de un Mundo es una experiencia artística, con un lenguaje propio, comprometido y poético, que busca a través de sus expresiones apropiarse de la calle, de los espacios, y, como ellos mismos dicen, “no pedir permiso para ser artistas”.

Colectivo Fin de un mundo

Colectivo Fin de un mundo

Colectivo Fin de un mundo

Deja un comentario